Mantener los pensamientos bajo control es una tarea difícil para muchos, probablemente también lo sea para ti.

Son muchas las variables que debes tomar en cuenta para que tu mente se ajuste a las metas que te has trazado y así puedas conseguirlas.

Seguramente no sabes por dónde empezar para construir una actitud mental correcta ¿por qué no intentas con esto?

  • Identifica: Primero tienes que saber por qué estás siendo negativo ante ciertas situaciones ¿qué pensamientos vienen a tu mente? ¿Por qué calificas los eventos como malos en vez de neutrales o buenos?
  • Agradece: Lleva un diario de agradecimiento donde escribas al menos cinco cosas al día con las cuales estés agradecido. Te ayudará cuando necesites subir tu ánimo.
  • Medita: Silenciar tu mente veinte minutos cada día te permitirá descargarte del exceso de pensamientos.
  • Desecha: Si algo no te aporta entonces será mejor sacarlo de tu vida, deshazte de todo el veneno, personas, situaciones y pensamientos negativos, saca la basura.
  • Descubre: Rodéate de eso que te de valor, mantente atento a lo que te cuestione e inspire a ser mejor cada día, eso que te hace hacer cosas nuevas y salir de tu zona de confort.
  • Recuerda: Tu mente necesita algo de ayuda así que tendrás que usar algunos recursos adicionales para que se mantenga alegre y optimista. Di algunas afirmaciones, pega post it en tu laptop o el espejo del baño, eso nunca falla.

Son muchas las maneras para mantener una actitud mental positiva y alineada a los objetivos que te has planteado.

Solo debes hacer algo al respecto y encontrar aquello que te funciona, una vez lo tengas sé constante para ver grandes resultados.

Luz Stella Solano M.

¿Necesitas más información?