Manual para aprender del fracaso

La vida está llena de hechos que no salen como habías planificado. Cuando aparecen, solemos llamarlos fracaso.

Como sociedad, estamos acostumbrados a satanizar los fracasos. Cuando en realidad deberíamos aprovechar para aprender de ellos.

¿Por qué?

Porque cuando fracasamos o nos ocurre algo negativo, nos sentimos vulnerables y ese es sin duda un estado genuino para aprender.

En consecuencia, si logras tomar el fracaso como una oportunidad, habrás encontrado la fórmula mágica para la felicidad.

¡Así como lo lees!

Un fracaso puede hacerte feliz pero sólo si decides aceptarlo desde ese punto de vista.

Por eso, se me ocurrió la idea de compartir contigo un mini manual especial para que de hoy en adelante, puedas hacerte amigo del fracaso y a partir de allí, crecer.

 Cómo aprender del fracaso

Paso 1: entiende que el fracaso existe. Cuando eres consciente de eso, levantas ante ti una coraza que siempre te ayudará a continuar.

Paso 2: conviértete en una persona realista. Puedes ganar o perder, esto dependerá de cómo manejes la situación. Lo mejor es que controles tus pensamientos y aprendas a vivir con el blanco y negro de la vida.

Paso 3: haz una lista de todas las cosas negativas que has vivido y que puedes considerar como un fracaso, analiza cada una de ellas y teniendo especial cuidado observa las situaciones, que beneficios hubo después de ello y que aprendiste.

Paso 4: no te permitas el miedo. Esto es un reto casi personal, no dejes que el miedo te paralice. Cuando permites que ocurra, te alejas de la realidad.

Paso 5: intenta todo otra vez. Si pierdes, saborea la derrota y tomate el tiempo necesario para recuperarte, pero no te quedes allí, levántate así sea con el último hilo de tu aliento.

Fracasar es vivir porque solo se salva de la derrota aquél que decidió quedarse sentado a ver cómo pasaba la vida.

Luz Stella Solano M.

¿Necesitas más información?