Todo cuando existe y sucede está de acuerdo a un orden divino y perfecto.