Vive sin presumir, ama sin depender, escucha sin defender, habla sin ofender.