Recuerda: Esto también pasará. Y la dicha… Volverá.