Si el pasado toca a tu puerta no le abras, no tiene nada nuevo que ofrecerte.