Hoy me entrego al fluir del universo en completa paz, escucho en silencio la voz que me guía y me susurra al oído diciéndome que todo está bien