Hoy entiendo que vivir es un privilegio, un don de Dios.