Hoy me entreno conscientemente en pronunciar palabras que alegren y animen a otros. Que todo lo que diga, lleve siempre un mensaje de amor y  de paz que ilumine el pensamiento, y dé fuerza y energía a todas las personas. Que se sientan inspirados y valiosos, capaces de realizar sus sueños.

Skip to content