Hoy cambio mi forma de pensar. Cualquier enfermedad que padezco en este momento, puedo sanarla. Dejo de lamentarme por ella, y decido hacer cambios contundentes en mi alimentación, hacer ejercicio y prestarme más atención. Alejo la enfermedad, visualizándome sano y feliz.

Ir al contenido