Hoy mi corazón se desborda de amor y gratitud. Amo la vida porque es el más grandioso privilegio que tenemos. Mientras más feliz y agradecido me siento, más veo lo imposible materializarse en mi vida.

Skip to content