Hoy todo en nuestra vida depende de la forma como interpretamos los sucesos y las experiencias que vivimos. Las cosas no son ni buenas ni malas, todo en el universo es neutro, depende de la carga que le coloquemos. Si colocamos una carga negativa a un suceso, se convierte en algo negativo, si la colocamos positiva sucederá igual.

Skip to content