Hoy me rodeo de gente bella, amorosa y productiva, que no desperdicia su tiempo hablando mal de los demás, o metiéndose en las vidas ajenas. Invierto mi energía en crear, construir cosas hermosas para mejorar mi vida y la de mis seres queridos, en trabajar por la realización de mis sueños y en todo lo que sea progresar. 

Skip to content