Hoy las emociones y sentimientos represados son fuente generadora de enfermedades. Su origen está en el pensamiento y en las creencias que tenemos. Trabajo internamente para aprender a pensar de manera diferente, eliminando patrones negativos.

Ir al contenido