Hoy acepto la vida como es, no como quisiera que fuera. Suelto cualquier intento de lucha, recibo con tranquilidad todo lo que llegue, y dejo partir lo que deba irse. Acepto lo que sucede, con paz en mi mente y amor en mi corazón.  

Ir al contenido