Hoy cultivo relaciones satisfactorias, auténticas y sinceras. La verdadera riqueza se encuentra en las relaciones basadas en el amor y el respeto mutuo. Me comprometo a construir relaciones que me nutran emocionalmente y me apoyen espiritualmente.

Ir al contenido