Hoy evito competir contra los demás. Elijo colaborar y dar siempre lo mejor de mí en todas mis actividades. El verdadero éxito no se mide por la posición que ocupamos respecto de los demás, sino por nuestra satisfacción personal.

Ir al contenido